Hay alimentos que nacieron para ser saboreados juntos: las frutillas tienen que estar acompañadas de crema y si hay jamón tiene que haber queso. Y no hay mucha vuelta que darle al asunto, ¡estos alimentos jamás deberían separarse!

Banana y dulce de leche

Y porque una perfecta combinación dulce hacía falta en esta lista, la banana y el dulce de leche no podían faltar. Prueba hacer para la tarde esta torta de banana con dulce de leche.

Ingredientes:

  • 8 cucharadas de mantequilla sin sal (a temperatura ambiente)
  • 2-3 bananas maduras (peladas y cortadas en rodajas de ½ cm)
  • ¾ taza de azúcar
  • 2 huevos grandes
  • 1 ½ taza de harina
  • 1 ½ cucharadita de polvo de hornear
  • ¼ cucharadita de sal
  • ¼ cucharadita de canela
  • ¼ cucharadita de jengibre
  • ½ taza de leche
  • 6 cucharadas de dulce de leche

Preparación:

Precalienta el horno a 180º C. Vierte 4 cucharadas de dulce de leche en un molde cuadrado y calienta hasta que se suavice (5 minutos). Extrae del horno y esparce la crema por toda la base del molde. Cubre con rodajas de banana de manera uniforme.

En un tazón grande mezcla la mantequilla y el azúcar. Agrega los huevos uno a uno y bate hasta formar una crema.

En un tazón mediano combina la harina, el polvo de hornear, la sal y la canela. Añade los ingredientes secos a la mezcla de mantequilla en 3 tandas, alternando con la leche y comenzando y terminando con la harina. Incorpora las 2 cucharadas de dulce de leche restantes.

Coloca la masa en el molde sobre la capa de bananas. Utiliza una espátula para esparcirla y alisarla. Hornea durante 50 minutos hasta que, al introducir un palillo en el centro, este salga seco.

Saca del horno y deja refrescar por 10 minutos. Entonces desmolda en una bandeja de servir.